Escudo de Peña Athletic Club de Zalla

Peña Athletic Club de Zalla

Aritz Aduriz, siempre en nuestro corazón

jueves, 21 de mayo de 2020

Dicen que todos llevamos dentro el niño que fuimos. Quizá por ello en un recóndito rincón de nuestro pensamiento albergábamos el sueño inocente de que este día no llegaría jamás, de que nunca dejaríamos de disfrutar de la imagen de Aritz Aduriz suspendido en el aire antes de asestar un nuevo zarpazo letal. Se retira un grande, un delantero que ha marcado época en el Athletic, un león que alcanzó la categoría de mito antes de desenfundarse definitivamente la camiseta zurigorri. El mundo del fútbol y la prensa deportiva internacional se han volcado para rendir el merecido homenaje a uno de los mejores arietes que ha dado este siglo, dedicándole calificativos que solo están al alcance de quienes escriben la historia de un gran club. Ha sido un orgullo, un lujo, un placer compartir alegrías y decepciones con un jugador tan competitivo en el campo como humilde y cercano fuera de los terrenos de juego. Puro sentimiento Athletic, corazón de león, referente de los valores y de la identificación con nuestro club. Como dice el presi, habrá un lugar de honor en la proa de la gabarra para Aritz Aduriz. La leyenda continúa, no en vano el 'zorro' sigue formando parte consustancial del Athletic y pronto hará realidad su sueño, nuestro sueño, de levantar la Copa.

Con Aritz Aduriz acaba quizá una época de vivir y entender el fútbol dentro del vestuario del Athletic. Vaya desde aquí la gratitud eterna de los aficionados de la Peña Zalla hacia un león indomable que se dejó la piel en cada lance del juego para regalarnos muchos momentos felices, el Benjamin Button del fútbol, un delantero que como el buen vino fue mejorando año a año después de cumplir la treintena.

No por esperado sentimos menos este precipitado desenlace. Una indeseada "anécdota" como ha calificado el propio jugador al anuncio de su retirada en estos aciagos momentos de pandemia. "Hay que aprender a relativizar y poner las cosas en perspectiva. Ha quedado claro que quienes merecen una estatua son todos los que están luchando en primera línea en estas dramáticas circunstancias. Esta situación nos ha enseñado qué es lo que realmente es importante en la vida", ha declarado Aritz Aduriz en su despedida. Sensatas palabras que demuestran, una vez más, la sensatez y la categoría humana de este donostiarra al que en su día tuvimos el honor de premiar con el "Trofeo Corazón de León", que cada año otorga la Peña Athletic Club de Zalla a aquellos futbolistas que más se identifican con los valores que representa la centenaria institución rojiblanca.

Mila esker, Aritz!!!